DISTRIBUIDOR OFICIAL DE HiPP EN MÉXICO

HiPP México

Cómo cuidar tu cuerpo después del parto

Cómo cuidar tu cuerpo después del parto

Si deseas tener un cuerpo hermoso y estar saludable, debes ajustar tu estilo de vida en consecuencia. Puedes apoyar tu cuerpo y tu mente de manera integral prestando atención a lo siguiente:

  • Muévete todos los días.
  • Mantén una dieta saludable y equilibrada.
  • Evita el estrés y el agotamiento mental.
  • Bebe de dos a tres litros de agua o infusiones de hierbas sin azúcar al día.
  • Evita el consumo de nicotina, alcohol y drogas.
  • Disfruta de momentos de descanso y relajación solo para ti.

¿Cuándo debo comenzar con los ejercicios posparto?

Debes comenzar con ejercicios ligeros en los primeros días después del parto. Incluso puedes realizar estos ejercicios en la cama. Una vez que estés en forma, lo cual suele ser aproximadamente entre tres y seis semanas después del parto, puedes incorporar más ejercicios posparto y actividad física en tu rutina diaria. Por ejemplo, puedes nadar, hacer senderismo o practicar yoga posparto.

En general, nunca es demasiado tarde para comenzar con la recuperación. Si te perdiste la oportunidad justo después del parto, puedes empezar más adelante.

¿Con qué frecuencia y durante cuánto tiempo debo hacer ejercicios de recuperación?

Puedes realizar tus ejercicios posparto dos o tres veces al día. En general, te recomendamos que sigas haciendo ejercicio después de la fase de recuperación para fortalecer tu cuerpo y mente de forma permanente. Lo mejor que puedes hacer es intercambiar ideas con otras madres. 

¿Qué tipos de ejercicios de recuperación existen?

Los ejercicios posparto consisten en ejercicios suaves, algunos de los cuales se pueden realizar directamente en la cama. Los cursos de recuperación suelen incluir ejercicios ligeros que fortalecen el suelo pélvico y todo el cuerpo. Por otro lado, el fitness posnatal se enfoca más en la resistencia y también tonifica el cuerpo. Además, el yoga y el Pilates son excelentes opciones si deseas beneficiar tanto a tu cuerpo como a tu mente.